Descargar PDF

La hipersexualización de las niñas está omnipresente en nuestra sociedad contemporánea. Que sea por medio de las redes sociales, de la televisión o de la moda, contribuye a una erotisación innegable de la infancia, forzando la niñez y en particular niñas a ser adultas antes de tiempo. ¿En qué consiste este fenómeno? ¿Por qué la ley no logra luchar en contra de este? ¿Cómo se traduce? ¿Por qué está profundamente vinculado al seximo y a los dictados de belleza subyugando a las mujeres que invaden nuestra sociedad? ¿Qué consecuencias puede tener? En fin, ¿cómo combatirlo?

TRIGGER WARNING 

Este artículo  trata de aspectos sensibles, como la pornografía infantil, las violencias sexuales o los trastornos alimentarios. TW mencionando los temas sensibles están presentes al principio de la parte si es necesario.

“La hipersexualización vale el parecer más que el ser; el haber más que el saber.”1– Francine Descarries, profesora, departamento de sociología, Universidad de Quebec en Montreal (UQAM)

¿Qué es la hipersexualización de las niñas?

Durante el pasado mes de agosto, la película Guapis realizada por Maïmouna Doucouré inició una polémica por motivo de su presumida sexualización de las preadolescentes, especialmente a causa del visualizado promocional estadounidense, difundido por Netflix. Sin embargo, es exactamente lo que buscaba denunciar el equipo de la peli. Este cartel, sacado de una escena volontariamente molesta y sexualizada, fue malinterpretada por las personas que nunca vieron la película. Una petición también fue  lanzada afirmando que hizo la promoción de la pornografia infantil, y la realizadora fue tan acosada por Twitter que terminó dejando la red social.  

En realidad, la peli denuncia con brío la hipersexualización de las niñas y de las adolescentes dentro de nuestras sociedades contemporáneas, así como el male gaze, o mirada masculina, a través de la cual se produce esta hipersexualización. La peli analiza las causas llevando a esta hipersexualización, que sea la moda, las revistas, la búsqueda de popularidad o, de manera general, el deseo de emanciparse y ser percibida como una adulta. 

Así, ¿qué es la hipersexualización de las niñas? ¿En qué es problemática y peligrosa? ¿Cómo las niñas están sexualizadas por una sociedad tratando ser paradojalmente protectora con les menores? ¿En qué medida la hipersexualización se asemeja a una forma de violencia hacia les niñes? ¿Cómo empujamos cada vez más les niñes a volverse adultes antes de la hora?

Las dificultades para definir la hipersexualización

El diccionario francés Larousse define la hipersexualización como el hecho “en la sociedad, conceder un lugar más y más importante a la sexualidad, multiplicando las referencias sexuales en el espacio público (media, publicidad)”2. La hipersexualización de las niñas trata entonces del hecho de dar características y comportamientos sexuales a les adolescentes, o incluso a niñas. En 2012, la ex-senadora francesa Chantal Jouanno explicaba en su informe sobre este tema a destinación de la ex-Ministra francesa de las Solidarias, Roselyne Bachelot, las dificultades para definir precisamente la hipersexualisación de las niñas. Efectivamente, esta terminología es muy controversial, porque para muchas personas, se refiere al hecho de tener una vida sexual activa. Al contrario, para Chantal Jouanno, la hipersexualización de las niñas “trata a la sexualización de sus expresiones, sus posturas o códigos vestimentarios, juzgados demasiado tempranos.”3 Consistiría entonces en actitudes que les niñes adoptan, o que hacemos adoptar a les niñes, que no serían en adecuación con su edad. 

A pesar de la cantidad aún escasa de estudios sobre este tema, se dice que el nacimiento de la hipersexualización de las mujeres fecha alrededor de los años 1960-70. Sería aparecida como un retoño no deseado de la liberación de las costumbres y de la reivindicación de la igualdad sexual. Sylvie Richard-Bessette, especialista en temas de feminismo y de sexualidad, propone una definición de la hipersexualisación de las mujeres, adornada de criterios específicos. Esta definición está recuperada por Chantal Jouanno en su informe: se trata de un “usuario excesivo de estrategias centradas sobre el cuerpo con el objetivo de seducir”. Según esta autora, la hipersexualisación del cuerpo se manifestaría por:

  • “Ropa que pone de manifiesto las partes del cuerpo (escote, pantalones de cintura baja, pullover ajustado, etc.).
  • Accesorios y productos que acentúan de manera importante algunos característicos y esconden los defectos supuestos (maquillaje, joyas, tacones altos, uñas con barniz acrílico, coloración del cabello, sujetador rellenado, etc.)
  • Transformaciones del cuerpo cuyo objetivo es poner de manifiesto características o señales sexuales (depilación del cuerpo y de los órganos genitales, musculación de los brazos y de las nalgas, etc.).
  • Intervenciones quirúrgicas que transforman el cuerpo en “objeto artificial”: senos de silicona, labios inflados con colágeno, etc. 
  • Posturas exageradas del cuerpo que manda un mensaje de disponibilidad sexual: golpearse el pecho, abrir la boca, mover las caderas, etc.  
  • Comportamientos orientados sobre la genialidad y el placer del otro.”

En este caso, la hipersexualización de las chicas sería una aplicación y una apropiación más o menos consciente de estos criterios por las adolescentes y, cada vez más, por las niñas.  

En este artículo, nos enfocamos entonces sobre el análisis de este fenómeno preocupante dentro de nuestras sociedades occidentales, tocando especialmente las chicas entre 8 y 15 años, y este desde alrededor de los años 1970.

¿Qué dice la ley? (TW: violencias sexuales)

La hipersexualisación de las niñas cuestiona algunos derechos sin consagrados en la Convención sobre los Derechos del Niño (CDN) de 1989, que fue ratificada por los 193 Estados miembros de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), menos los Estados Unidos. De hecho, solamente la firmaron porque en algunos estados estadounidenses, es totalmente legal condenar un niño o una niña con la peña capital, entonces la ratificación no ocurrió. En este caso, esta Convención tiene por objetivo erradicar todas las formas de violencias, de maltrato y de explotación hacia les niñes. Así, el artículo 19-1 de  la CDN4 afirma el derecho de todes les niñes a una protección contra las violencias físicas o mentales, y el artículo 345  contra  la explotación y las violencias sexuales. Sin embargo, la hipersexualización puede asemejarse a una forma de violencia mental hacia les niñes que son sometides a un condicionamiento, a una manera de vivir que va al opuesto de que está favorable a su buen desarrollo. Puede también, en los casos extremos, provocar violencias sexuales contra elles. Chantal Jouanno destaca eso en su informe sobre la hipersexualisación. Se está basando en el derecho, y especialmente sobre la CDN, que se aplica en Francia desde el 2 de septiembre de 1990, para mostrar que la hipersexualización es problemática en nuestra sociedad moderna. Hace particularmente valer los argumentos del interés superior del niño o de la niña y de la dignidad de la persona humana.  

Sobre el principio del respeto del interés superior de le niñe, está explicado al artículo 3-1 de la CDN que, “En todas las medidas concernientes a los niños que tomen las instituciones públicas o privadas de bienestar social, los tribunales, las autoridades administrativas o los órganos legislativos, una consideración primordial a que se atenderá será el interés superior del niño.6 Por tanto, es posible entender la noción del interés superior como el hecho de impedir toda  manipulación de las personas menores de edad por les adultes y con el objetivo de garantizar su buen desarrollo personal: “eso que permite de no utilizar un niño o una niña como un instrumento de sueños y deseos de les adultes y de respetar, de una manera adaptada a su edad, la construcción de su personalidad y el medio ambiente en el que crece, favoreciendo el amor que necesita para desarrollarse”7. Por fin, en Francia, desde 2017 el artículo L.112-48 del Código de Acción Social y de la Familia impone la toma en consideración del interés superior del niño o de la niña para todas las decisiones que le atañen. Así, es posible para les profesionales del derecho basarse sobre textos procedentes de diferentes escalas (nacionales y internacionales), para intervenir y legislar sobre las cuestiones relativas a la hipersexualización de las niñas, con el fin de protegerlas y hacer aplicar los principios del respeto de su interés superior.

También es posible hacer valer el principio de la dignidad humana de todos los seres humanos a fin de oponerse a la hipersexualización de las chicas.  Según el informe de Jouanno, la definición jurídica de la dignidad humana comúnmente admitida es la seguiente: “un principio que prohíbe someter un ser humano a todas las formas de esclavitud y de degradación, de considarlo como un objeto en la dependencia total del poder de los otros.”9 Así, el derecho a la dignidad humana es el reconocimiento de la existencia de una persona, que le va a permitir beneficiarse de sus derechos. En Francia, la decisión famosa del Consejo de Estado del 27 de octubre 1995 “Morsang sur Orge”10 va más allá: en esta decisión, el respeto del derecho a una vida digna puede justificar la prohibición de un entretenimiento humillando, incluso aunque les participantes lo consienten. Este principio tiene por objetivo proteger a les niñes, porque tiene la voluntad de no mostrar escenas en las que la condición humana está deteriorada a un público que podría asimilar estas prácticas como la normalidad. En este caso, es posible aplicar este principio sobre el caso de las personas menores para luchar contra su hipersexualización, un tratamiento humillante para la persona concernida.  

De hecho, después del año 2012, la ley sobre los concursos de belleza de “mini miss” en Francia fue modificada. Estos eventos, originarios de Estados Unidos, consisten en poner en competición niñas sobre criterios físicos ; ellas desfilan con ropa diferente enfrente de un jurado de adultes que debe elegir al fin su preferida. Pero, según el informe Jouanno, estas manifestaciones no van en contra del interés superior de les niñes y del respeto de su dignidad humana. En efecto, de acuerdo con la decisión “CE 1995 Morsang-sur-Orge”, los entrenamientos degradantes por la imagen de los seres humanos no pueden ser tolerados. Además, cuando les organizadores de estos concursos fueron interrogades sobre la posibilidad de abrir este tipo de competición a los niños con la idea de más igualdad entre los géneros, sus respuestas fueron que los niños no tienen que “rebajarse” como eso11. Por eso en 2014, la Assemblea Nacional de Francia se pronunció en favor de la interdicción de estos concursos de “mini miss” para las niñas menores de 13 años de edad. Sobre las competiciones abiertas para los 13-16, hay que pedir autorización para organizar el evento y respetar algunas reglas como la prohibición de los desfiles en bikinis. Si ese procedimiento no es respetado, les organizadores se arriesgan a una multa de 1 500€, y de 3 000€ en caso de recidiva.  

La imagen de la niñez, especialmente en la publicidad, es cada vez más regulada, sobre todo por la ley francesa del 12 de julio de 199012 sobre les niñes modeles. Primero está escrito en el Código del trabajo francés que les niñes deben ir a la escuela hasta 16 años. También está prohibido contratar a la niñez menor de 16 años en el mundo del cine, del espectáculo, del modelaje o de la televisión sin el consentimiento previo de los padres (artículo L.7124-1 del Código del Trabajo13). Algunos Estados europeos van más allá en sus regulaciones. En Dinamarca por ejemplo, desde 1997 la ley prohíbe la utilización de niñes menores de 14 años en la publicidad televisiva, a menos que su presencia sea indispensable o el producto les concierne directamente. Este también es el caso en España. En cuanto al Reino Unido, la niñez sólo puede ser utilizada en la publicidad si ofrece productos o servicios que podría estar interesada en comprar. Del mismo modo, en Francia, cada vez más profesionales luchan por hacer más estricta la legislación sobre la representación de les niñes en la publicidad. En 2011, tras el escándalo de los medios de comunicación de Vogue (detallado a continuación), más de 150 médicos, especialistas en niñes, asociaciones, padres, maestres, etc. se reunieron en la Petición contra la erotización de imágenes de niñes en todas las formas de publicidades. Esta petición recogió unas 12 000 firmas. La Dra. Elisabeth Pino subraya sobre esta petición “que no se trata de querer moralizar toda la publicidad. Es un recordatorio de que el niño o la niña no puede ser un modelo como cualquier otro, debido a su dependencia a les adultes”14. Como resultado de esta petición, en febrero de 2012 se aprobó la Carta para la Protección de los Niños en los Medios de Comunicación, para establecer límites claros a la hipersexualización de la niñez en la publicidad:

“Artículo 7: No difundir, incluso en los espacios publicitarios, imágenes hipersexualizadas de niños y de niñas, especialmente: – en una escenificación erotizada- , o llevando ropa, accesorios o maquillaje con una fuerte connotación erótica.  

Artículo 8: No difundir estereotipos conductuales violentos o sexistas. 

Artículo 9: No presentar de una manera complaciente las manifestaciones de la hipersexualización.”15

A fin de proteger le niñe contra la hipersexualización, la reglamentación de la utilización de su imagen (en la publicidad, en los concursos de belleza) se endurece cada vez más. No obstante, legislar sobre este tema resulta frecuentemente difícil y hay todavía numerosos obstáculos, por ejemplo las dificultades de decidir sobre qué pasa en el ambiente familiar. Muchas veces son las madres quienes fomentan a su(s) hija(s) en participar en estas actividades basadas sobre la apariencia física. Pero, si el consentimiento parental está dado, es muy difícil para el Estado intervenir en la vida privada de los individuos. Además, estas reglas de protección de la infancia en la publicidad y el arte se opongan a menudo a la libertad de crear. Aqui esta lo que explicaba en 2007 Christine Reichenbach, la directora del Unión de les publicistas: “Contamos solamente con un número escaso de decisiones de justicia sobre un atentado contra su pudor o el decoro en la publicidad, con la razón de una gran tolerancia de los tribunales por la creación artística y de la dificultad para juzgar sobre este tipo de expedientes.”16 Así, a pesar de avances, estas permanecen débiles en vista de la evolución del lugar que la hipersexualización de las niñas y de los niños ya está ocupando en nuestra sociedad.

¿Cómo se desarrolla y se mantiene la hipersexualización en nuestra sociedad?

Una socialización de género 

La hipersexualización de les niñes concierne particularmente las niñas y las adolescentes. No puede ser distinta del sexismo en nuestra sociedad. La sexualización de les niñes es sobre todo un fenómeno social. La socialización es el proceso por el cual les miembres de una sociedad integran las normas sociales, las habilidades específicas y los comportamientos necesarios para su funcionamiento en la sociedad y dentro del grupo al cual pertenecen.  Sin embargo, nuestra socialización es sexista. La educación diferenciada que se dirige a las niñas y a los niños crea expectativas y actitudes antinómicas. Une niñe no interioriza las mismas cosas por haber nacide niña o niño. Este condicionamiento en función de predeterminados comienzo desde el nacimiento con la familia, primer agente de socialización, luego sigue con los medios de comunicación, la moda, la publicidad, la música, etc., verdaderos espejos de las expectativas de la sociedad.

La socialización de género y sexista lleva por ejemplo a las niñas a considerarse solo como objetos estéticos y a soñar con ser modelo, cantante o actriz. Por ejemplo, se puede pensar en los juegos en línea “para niñas”, que consisten en peinar, vestir o maquillar modelos. Estos juegos están enfocados en la presentación de sí mismo y la apariencia. Se enseña cómo ponerse en escena, atraer o sea cómo ser un objeto de belleza. Se sabe que las proezas estéticas de las niñas son mucho más valorizadas por su entorno que las proezas intelectuales. Los padres también suelen proteger y ayudar a las niñas mientras dejan que los  niños sean activos y adquieren su independencia. Las niñas siempre están traídas de vuelta al espacio controlado por los padres y sus juguetes favorecen la proximidad física y la interacción verbal. Al contrario, los juguetes para niños les alejan de sus padres y fomentan el esfuerzo físico y las actividades motrices. En fin, la gestión de la rabia es diferente en el caso de un niño, para quién está más tolerada, que para una niña, que está asimilada al orden y así de quién se espera más control emocional. Estos comporamientos diferencidaos por parte de los padres encierren cada sexo en expectativas sectarias y crean rasgos y conductas que no tienen nada biológico. Estos últimos refuerzan directamente la sexualización de las niñas y mujeres, puesto que contribuyen a encerrarlas en un papel subordinado y pasivo. La socialización de género valora a las mujeres solo por su apariencia, destruyendo por la misma ocasión su autoestima y así a veces su ambición, a una edad donde se espera de ellas que hagan elecciones de estudios y carrera.

La sexualización de les niñes también se arraiga en el marketing de género, que refuerza una identidad sexuada desde la edad temprana. En 2011, la famosa marca francesa Petit Bateau escandalizó cuando comercializó bodies rosas para bebés con las inscripciones “hermosa, tozuda, graciosa, suave, elegante, bella” y azules “valeroso, fuerte, orgulloso, valiente, robusto, ruso, hábil, determinado, travieso, cool”. Sin embargo, esta obsesión por incorporar perspectivas de género a cerca de los bebés desde su nacimiento, de acuerdo con una visión binaria y arcaica (y también heteronormativa) hombre/mujer, está omnipresente en la moda o en el mercado de juguetes. También es significativo que la asociación del rosa con las niñas y del azul con los niños solo data de la explosión del marketing de género en Occidente, en los años 1980, mientras antes resultó más bien ser lo contrario. Insistir sobre seudo diferencias hombre/mujer permite a la sociedad de consumo hacer vender, en función de características que no tienen nada biológico pero que son construidas por la socialización.

De la misma manera, en los catálogos de juegos y juguetes para niñes o también en las secciones de las tiendas, esta diferenciación es evidente. En la mayoría de los casos, encontramos juguetes “para niñas” relacionados con la cocina, la belleza, la limpieza, los animales, que así se inscriben en el contexto familiar, el espacio privado y el cuidado (de sí misme o de les otres). Al contrario, los juguetes “para niños” se refieren a los transportes, el deporte, los superhéroes o el bricolaje, o sea ámbitos fuera del espacio familiar. Cuando se sabe que las dos frases pronunciadas por la primera muñeca Barbie fueron “las matemáticas son difíciles” y “¡vámonos de compras!”, no podemos ignorar la dimensión sexista de este marketing de género.

En las revistas para adolescentes pero también para adultes, las mujeres son fotografiadas como objetos, puestas en escena para la mirada del prójimo, una mirada con demasiada frecuencia masculina. En Ways of seeing17 (1972), el escritor bitanico John Berger decretó “Men look at women. Women watch themselves being looked at”, o sea, los hombres miran, son sujetos, mientras las mujeres están miradas y son objetos de deseos y fantasías masculinos. Esta observación será recuperada por la crítica cinematográfica y feminista británica Laura Mulvey, que teorisará en 1975 la mirada masculina o male gaze18. Este concepto designa el desequilibrio de poder aplicado a las producciones culturales, donde la mirada dominante es la del hombre heterosexual. También se puede aplicar a las revistas. El/la espectador/a o el/la observador/a está forzade a adoptar el punto de vista masculino hegemónico, presentado como neutro. Este androcentrismo se encuentra en el cine pero también en casi toda la sociedad, donde las representaciones de mujeres solo son representaciones del placer masculino. Este esquema ya es presente durante la infancia, donde las niñas están enseñadas a definirse según la validación y en la mirada de les demás, o sea del niño. Las imágenes presentadas a las niñas no las representan en su diversidad ya que siempre se basan en los mismos modelos estereotipados.

La hipersexualizacion como fenómeno sexista 

En un informe del año 2009 para el CALACS (Centro de Ayuda y de Lucha contra las Agresiones Sexuales), las investigadoras quebequenses Lucie Poitier y Joane Garon afirmaban que: “la hipersexualizacion es fundamentamente sexista (…). Puede tener consecuencias importantes especialmente sobre nuestras formas de pensar y de actuar, sobre nuestra sexualidad y en las relaciones hombres-mujeres19. Efectivamente, la hipersexualización de las mujeres y de las niñas está vinculada al sexismo de la sociedad patriarcal. Es a la vez una consecuencia y una causa de esta última puesto que ahora mantiene a las mujeres en un papel subordinado y acentúa las desigualdades de género. Más allá, ellas añaden “La hipersexualizacion es un fenómeno preoccupante que contribuye a las agresiones sexuales y a la violencia contra las mujeres. En efecto, un creciente número de revistas, videos, calendarios, juguetes, estrellas de la canción, sitios web pornográficos y anuncios de todo tipo acentúan diariamente el mensaje de que el cuerpo de las niñas y mujeres puede ser utilizado, explotado, vendido, agredido.20

Las niñas, futuras mujeres, ya están afectadas por el sexismo y la hipersexualización. A eso se añade la opresión y la sexualización de las mujeres en general, así como los cánones de belleza cada vez más asociados a la delgadez, la juventud y a la sexualidad. El ideal feminino se acerca cada vez mayor al cuerpo de una niña, sin curvas y imberbe, como lo demuestra el canon estético de la depilación integral. El marketing hace que las mujeres teman envejecer y engordar y estas preocupaciones tienen repercusiones desde la edad temprana. Para ser bella, hay que ser joven: las arrugas son alisadas, el pelo blanco teñido, el pecho elevado. Este edadismo (discriminación basada en la edad) afecta a hombres y mujeres de manera muy distinta. Mientras las mujeres tienen que siempre aparecer como jóvenes e inalteradas, el envejecimiento de los hombres  a menudo está presentado como sinónimo de madurez e incluso valorada estéticamente (pelo gris, arrugas…). Todo indica que con la edad, las mujeres se afean mientras que los hombres se mejoran y maduran. Como lo señala Mona Chollet, ensayista suiza, en Brujas, “los hombres no envejecen mejor que las mujeres; simplemente tienen permiso para envejecer21.

El doble fenómeno de cosificación y de sexualización de las mujeres se ve particularmente en la publicidad, donde las mujeres están frecuentemente presentadas como trofeos para seducir, cuyos cuerpos están instrumentalizados para vender un producto: champú, desodorante, perfume, pero también yogur, chocolate, papel higiénico, agua mineral, bolsa de mano, coche, cerveza, etc.

En la escuela, este control constante del cuerpo de las niñas ya es visible a través de los códigos de vestimenta y otros reglamentos escolares que reservan un tratamiento diferenciado en función del género de les alumnes. Un movimiento nació en el pasado mes de septiembre en Francia para protestar contra estos órdenes sexistas, llevado por los hashtags #14septembre y #Balancetonbahut en las redes sociales. Entre estas restricciones, hay la interdicción de crop-tops, de escotes o de faldas y vestidos considerados demasiado cortos. Estas reglas, aún más absurdas en tiempos de gran calor, demuestran hasta qué punto las niñas y adolescentes están vistas como objetos sexuales. Su justificación es clásica: estas prendas serían “provocadores” o “desconcertantes” para los niños. Además de fortalecer la heteronormatividad, este semblante de justificación se inscribe perfectamente en una sociedad caracterizada por la cultura de la violación, donde se culpabiliza a las mujeres por su ropa, particularmente cuando están victimas de agresions sexuales, en vez de educar o cuestionar el comportamiento de los hombres.

La reacción del gobierno frente a este evento también llamó la atención. El ministro de educación nacional Jean-Michel Blanquer declaró en RTL que les alumnes solo tenían que vestirse de “manera republicana”, con “ropa adoptada”, como si los códigos de la vestimenta apuntara a les alumnes de manera igualitaria. Eso significa negar que estas restricciones afectan principalmente a las niñas, pero también a las personas desfavorecidas y/o racializadas, niñas como niños, estigmatizadas por causa de chándal, de gorra o de capucha, considerados como atributos de jóvenes “de barrio”. Por “ropa republicana”, el gobierno insinúa ropa neutra, o sea inspirada de un sujeto masculino, blanco, privilegiado socialmente, quien conforme a las normas de género.

En realidad, estas reglas se basan sobre todo en una hipersexualización de les niñes y adolescentes, los crop-tops o las faldas no siendo ropas sexuales en sí mismas. Eso solo lo hace la mirada de les adultes. Eso también manda el mensaje a los niños de que son incapaces controlar sus pulsiones y que entonces las niñas tienen que adaptarse a ellos. Estos reglamentos no contribuyen para nada a crear un entorno conforme al trabajo, aún más en periodo de canícula; impedir a las niñas vestirse de acuerdo con la temporada con el pretexto de no querer desconcentrar a los niños proba que se valora más el confort masculino que femenino.

Una eritizacion de la niñez

La hipersexualización de les niñes se produce en una sociedad donde las fronteras entre las generaciones son cada vez más borrosas, especialmente entre les infantes y les adolescentes. Las chicas preadolescentes son las más afectadas por este fenómeno: sufren de presiones constantes para parecer a adolescentes antes de la edad y luego adulta antes de la edad: Por ejemplo, la moda para niñas imita  cada vez más la moda para adolescentes y el marketing generalmente busca romper el límite de edades para incitar a las niñas comportarse como adolescentes.

Vogue creó un escándalo en un número de dicienbre de 2010 en hacer posar niñas vestidas y maquilladas como “femme fatale” (tacones, actitud seductiva, posas sugestivas…). Sin embargo, esta erotización de les niñes es omnipresente en la sociedad.  Un buen ejemplo sería las muñecas Bratz. Esas muñecas son sexualizadas de manera fuerte mientras están destinadas para niñas y representan adolescentes jóvenes con maquillaje excesivo, ropa “sexy” (botas con tacones altos, camiseta de cuero, minifaldas…). Sus caras parecen modificadas quirúrgicamente y sus medidas corporales son aún más irreales que las de las muñecas Barbie. Existe también “baby Bratz”, supuestamente bebés, pero teniendo los mismos labios carnosos, el mismo maquillaje, el mismo cuerpo esquelético y los mismos crop tops o otras minifaldas.

Aunque relativamente bien regulados y limitados en Europa, los concursos de mini miss son frecuentes y constituyen un verdadero entretenimiento en algunos países anglófonos, con los Estados Unidos a la cabeza. Lejos de ser inocentes “concursos de princesas”, este tipo de concurso es chocante por la juventud de las participantes y su innegable hipersexualización. Maquillaje, vestidos de noche, pelo largo, tacones, uñas postizas, poses sugerentes, a veces incluso en traje de baño, etc. Muy a menudo, lejos de la voluntad de la niña, son las madres las que empujan a sus hijas, que a veces sólo tienen dos años de edad, a participar en estos concursos. Pero, ¿cuáles son los valores que transmite este tipo de concurso? ¿Qué hay que ser hermosa para tener éxito? ¿Qué hay que aplastar a tu oponente para llegar a la cima del podio? ¿Qué hay que ajustarse a las normas imperantes para ser famosa y rica (estos concursos siendo a veces recompensados con miles de dólares)?  

Este fenómeno se acompaña de un rejuvenecimiento paralelo de los maniquíes. A veces, ya a los 10 o 12 años, a estas jóvenes se les pide que hagan poses “sexys”, que desarrollen su sexualidad… ¡aunque apenas están en la pubertad!

Para reducir aún más la barrera entre niñes y adolescentes, las marcas han terminado inventando una nueva categoría para los preadolescentes: los “tweens”. En realidad, esto permite a les “preadolescentes” vender productos de “transición” a les niñes que están destinados a las adolescentes. Sin embargo, parece dudoso que estos productos sean útiles a su edad, como el maquillaje o los sujetadores, pero también a veces las tangas, las minifaldas o los tacones para niñes. ¿Cuál es la utilidad de tener zapatos con tacones de la talla 25 o sujetadores acolchados de la talla 65A? 

Como resultado, las chicas  empiezan a usar sostenes cada vez más temprano, incluso antes de que sus pechos aparezcan en la pubertad. En los supermercados, las ventas suelen empezar en 70A, lo que equivaldría a una talla 8. Algunos sujetadores para chicas incluso están acolchados. En 2011, varias marcas importantes como La Redoute, Les 3Suisses y Abercrombie iniciaron una polémica al vender sujetadores push-up y trajes de baño para niñas de 8 a 14 años. Lo mismo ocurre con la primera depilación, que tiene lugar cada vez más temprano, a veces antes de la pubertad. 

Algunos institutos proponen desde ya varios años “mini-spas” para niñas. Son muy frecuentes en Estados Unidos pero también están presentes en Francia. Por ejemplo, el Mini Kid Spa de París ofrece cuidado facial, peluquería, maquillaje y esmalte de uñas para niñas de 6 a 15 años. Del mismo modo, algunas madres fomentan a sus hijas a aplicar crema antiarrugas desde una edad temprana. Por ello, Walmart así lanzó en 2011 una gama de maquillaje y cuidados antioxidantes y antiarrugas para niñes entre 8 a 12 años de edad. A las niñas se les enseña que envejecer significa ponerse feas, que necesitan preservarse, que necesitan “cuidarse” lo antes posible. Esto baja su autoestima y les lleva a dedicar demasiado tiempo a su imagen, descuidando así otras actividades que les permiten crecer creativamente, intelectualmente, etc.  

En The Beauty Myth22, Naomi Wolf escribe que las niñas nacidas después de los años 80 no tienen infancia. Afirma que “para una niña americana de siete años, subirse a la balanza y gritar de horror es un ritual de la feminidad, inseparable de una promesa de gratificación sexual”. Con esto quiere decir que la infancia y despreocupación de estas niñas han sido robadas, empujándolas a convertirse en “mini-adultas” demasiado pronto, tanto físicamente como emocionalmente. Las preocupaciones y presiones para conseguir un novio, para complacer a los chicos, para obtener su primer beso e incluso para tener sexo son cada vez más precoces. Sobre la base de normas heteronormativas (presunción de que todos les niñes serán heterosexuales) y patriarcales (la mujer sólo existe en su relación con el hombre), esas presiones invaden el espacio de la infancia para impulsar a les jóvenes en un mundo ultra-sexualizado y erotizado. En el Reino Unido, una escuela de baile se hizo famosa en 2011 al ofrecer cursos de baile de barra, un baile conocido por sus gestos sensuales e incluso sexuales, a partir de los 7 años de edad, y luego publicando fotos del curso en Facebook. 

Todos estos fenómenos transmiten un mensaje claro: para ser popular, para tener éxito, pero también simplemente para crecer, hay que construirse como un objeto de deseo. Mientras que en el pasado se esperaba que las chicas fueran bellas y agradables, ahora tienen que ser bellas y sexys. Se les enseña que su valor sólo depende de su apariencia. 

Les niñes son bombardeades con imágenes de naturaleza sexual, ya sea en videos musicales, anuncios, películas, pero también simplemente alrededor de elles. Quieren tener amigos y amigas, ser populares, integrarse en el grupo y luego en la sociedad, y esto se logra conformándose con los modelos dominantes que se les presentan, mediante un fenómeno de mimetismo. Ser popular en el siglo XXI para una chica o una mujer equivale a dar algo sexual, a complacer, a seducir por su físico, cualquiera sea su edad.

La hipersexualización a través de los medios de comunicación y de las redes sociales 

Desde la aparición de Facebook en los años 2000, asistimos a una proliferación de las redes sociales. Obviamente, algunas se destacan y Facebook, Twitter, Instagram y Snapchat son hoy en día las gran líderes en el mercado. Si estas aplicaciones han tenido mucho éxito entre les jóvenes adultes, también es el caso entre les adolescentes, incluso entre les preadolescentes. Así, según una encuesta francesa Statista de 2018, el 76% de les entrevistades de 12 y 17 años de edad ha declarado estar registrado al menos en una red social23. Además, en otra encuesta Statista de 2017, entre las niñas de 11 a 14 años de edad entrevistadas, casi el 70% ha declarado estar registrada en una o varias redes sociales24. Este acaparamiento de las redes sociales por les más jóvenes no es el mismo por todas partes. Efectivamente, en enero de 2019, se contaba aproximadamente 6% de inscrites en Facebook con edad situada entre 13 y 17 años25 (cabe subrayar que estas cifras son difícilmente representativas de la realidad porque muches mienten al inscribirse). Aún en Francia, cerca del 40% de les niñes que tienen entre 11 y 14 años de edad son usuaries de Tik Tok, aunque el límite de edad sea 13 años26. Sin embargo, esta presencia de les más jóvenes en las redes sociales no es sin peligro para elles.

Efectivamente, mediante a estas redes sociales, las niñas, buscando parecerse cada vez más a las adultas que son sus modelos, tratan de reproducir sus comportamientos y postean a su vez fotos evocativas. Los niños, por su parte, interiorizan estos cánones de belleza que luego aplicarán en su vida personal. En 2019, se estimaba a “95 millones el número de fotos y videos publicados diariamente en Instagram, la mayoría de los cuales son fotos sexy, en traje de baño o revelando la barriga o la espalda”27. Este tipo de publicación está precisamente muy presente en las cuentas de las celebridades, muy seguidas por les jóvenes que les consideran como modelos. Así, si se toma en cuenta las cinco personalidades femeninas con el mayor número de seguidores en Instagram (Ariana Grande, Kylie Jenner, Selena Gomez, Kim Kardashian y Beyoncé), se encuentra al menos una foto desnuda en una de sus diez últimas publicaciones. Las niñas, a menudo en un periodo de crisis identitaria, normalizan el hecho de mostrarse en Internet, a pesar de su edad temprana, e imitan estos criterios de belleza que les inundan todos los días. Al valorar estas normas y al difundirlas en la sociedad, estas niñas buscan ellas también reproducirlas para complacer. Se puede así tomar el ejemplo de los filtros en Instagram o Snapchat, que refuerzan la idea de cambiar la apariencia para ajustarse a los criterios de belleza vigentes en nuestra sociedad. Pero, adoptando conductas y posiciones en desfase con su edad temprana, a veces con objetivo de complacer a los niños, las niñas reflejan una imagen incómoda opuesta a la idea de inocencia que se atribuye habitualmente a le niñe.

El fenómeno de les niñes influencers que conoce una real explosión, causa problemas y contribuye al fortalecimiento de su hipersexualisación. Une influencer es una persona quien es muy popular en las redes sociales y quien tiene la capacidad de modificar, de influir en el consumo, las opiniones y el comportamiento de las personas que lo siguen, llamadas su “comunidad”. Si bién la mayoría de esas personalidades de Internet son jóvenes adultes, se encuentran cada vez más influenciadores muy jóvenes. Así, Everleigh Soutas, con 7 años, bailarina, youtuber femenina y estrella de Tik Tok ha sido literalmente criada en esta cultura de las redes sociales. Su madre empezó publicar fotos y videos de ella cuando tenía tres años. Seguida por más de 4 millones de suscriptores, sus publicaciones se parecen a las de celebridades más mayores que quieren complacer: poses evocadores en traje de baño, pantalones cortos muy cortos, escotes profundos etc. 

Además, la joven estadounidense Brianna Buchanan, quien tiene 13 años, tomó la decisión de dejar la escuela con el acuerdo de su madre para centrarse en su cuenta Tik Tok y su comunidad de fans. Con el cabello de color rosado, maquillaje, crop tops y bailes evocadores como el twerk, se le da fácilmente 17 o 18 años. Justo, en un reportaje realizado por M628 en enero de 2019, explicó que “llevo una hora todos los días maquillandome”29. Su madre, quien la apoya totalmente en este proyecto, se declaró ser su mánager: escribe las publicaciones y postea los videos para ella. Sin embargo, los peligros que representa Internet para les niñes, que suelen ser subestimados por les niñes pero también por les adultes, existen realmente. En otra entrevista, Brianna admite “que a veces sucede que reciba fotos o mensajes sexuales de hombres mayores en Instagram y Snapchat”30. Desafortunadamente, es muy común para las jóvenes mujeres o incluso niñas, recibir en las redes sociales fotos de tipos sexuales (de las cuales la famosa “dick pic”) no consentidas31. El Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) justo se pronunció recientemente sobre la cuestión de la seguridad de le niñe en línea. Según algunos datos recopilados por el órgano de la ONU especializado en el bienestar y buen desarrollo de le niñe, una encuesta revela “que les niñes quienes corren el mayor riesgo de estar manipulades y abusades son les preadolescentes”32. Según el UNICEF, les niñes son cada vez más presentes en Internet pero forman una audiencia vulnerable, fácilmente manipulable puesto que están en plena búsqueda de elles mismes, a menudo sujetes a una crisis de identidad, a una recomposición de sus modeles. 

El papel de la industria cinematográfica en la difusión de modelos 

Las imágenes sexualizadas son las más presentes y triviales en las películas, las series, las publicidades, los videoclips o en los videos en líneas. Las niñas y adolescentes son particularmente víctimas de este fenómeno de hipersexualización mediática y cinematográfica, al igual que la actriz Millie Bobby Brown, por ejemplo, designada como una de las personalidades más sexy de la televisión por la revista W en 2017, mientras que solo tenía 13 años de edad. 

Este fenómeno de hipersexualización en la televisión coincide también con un uso casi sistemático de actores mayores que las personas que representan. Es muy frecuente que les jóvenes adultes desempeñen el papel de personajes menores extremadamente sexualizados. Por ejemplo, en la serie Euphoria (HBO), se supone que los personajes están en su último año de secundaria, o sea que tienen 17 años. Sin embargo, les actores tienen entre 22 y 25 años. Eso no sería tan problemático si los personajes no fueran tan sexualizados, por el escenario pero también por la cámara. Se trata del male gaze, el realizador siendo un hombre, él representa una sexualidad adolescente exacerbada, violenta e incluso perversa, incorporando a los códigos de la pornografía (cámara en contrapicado, siguiendo el cuerpo de los personjaes femininos, etc.). También cabe notar que el personaje de Kate puede ser considerado como una trabajadora del sexo aunque es minor, lo que también puede ser considerado como pornografía infantil y no un fenómeno “cool” como presentado en la serie.

Todos los personajes de Euphoria son extremadamente maduros sexualmente hablando, lo que es poco creíble en cuanto a su edad. Efectivamente, ¡la edad de la primera relación sexual es 17,4 años en promedio en Francia para los hombres y 17,6 años para las mujeres33! En los Estados Unidos, de qué parte la serie y les actores son originaries, el promedio es similar. Esta cifra no ha bajado desde los años 1980-1990, aunque las representaciones de la sexualidad adolescente no pararon aumentar. Entonces, esta hipersexualisación no es creíble y no refleja lo que viven les adolescentes. Tener una sexualidad a los 15 o 16 años de edad como muchos personajes en las series es una excepción y no la norma. ¿Por qué representar tan frecuentemente y explícitamente la sexualidad adolescente, mientras que eso no refleja las realidades estadísticas de las vivencias de les adolescentes?

Este fenómeno está intrínsecamente vinculado a los criterios de belleza femeninos y a la estigmatización de la vejez de las mujeres. La fetichización de la juventud de las mujeres por los hombres es efectivamente común. Eso recuerda la declaración muy explícita del escritor Yann Moix en la emisión “Terriens du samedi34 en enero de 2019, quien se dijo “incapaz de amar a una mujer de 50 años” y admitió ser atraído solo por mujeres muchas más jóvenes que él. “Prefiero el cuerpo de las mujeres jóvenes, eso es todo”, declaró, mientras él mismo tiene 50 años de edad. A esta declaración asquerosa se añade una fetichización de las personas asiáticas, porque confió más tarde que solo se relacionaba con mujeres asiáticas. 

Efectivamente, es muy común que las parejas heterosexuales de celebridades estén compuestas por un hombre y una mujer menores de 20 años. Se puede pensar en el ejemplo de Tina Kunakey y Vincent Cassel (28 años de diferencia), Richard Gere y Alejandra Silva (34 años de diferencia), Donald Trump y Melania Trump (24 años de diferencia), Johnny Depp y Amber Heard (23 años de diferencia), Johnny Hallyday y Laeticia Hallyday (32 años de diferencia) ¡y hasta 60 años de diferencia entre Hugh Hefner (88 años) y Crystal Harris (28 años)! También es interesante notar cómo estas relaciones son percibidas diferentemente en el caso más escaso donde el hombre es el más joven, como en el caso de Emmanuel y Brigitte Macron. Mientras que estas relaciones se romantizan y normalizan cuando el hombre es el más viejo, el contrario choca, perturba y es cuestionado e incluso burlado. El término “cougars” es a menudo usado para denigrar a las mujeres que salen con hombres más jóvenes, mientras que no existe una palabra equivalente para los hombres que salen con una mujer más joven, tanto esta situación está considerada como legítima. Según un estudio realizado por la aplicación de encuentro estadounidense OkCupid35, si las mujeres están atraídas por los hombres de su edad hasta los 40 años, los hombres siguen estando atraídos por mujeres de 20 años a lo largo de toda su vida. 

También cabe precisar que la industria cinematográfica no es la única afectada por esta hipersexualisación. Se puede también mencionar a la industria textil que aprovecha y se enriquece mediante este fenómeno. Ninguna generación está a salvo, puesto que en alguna ropa por niñes ya se ve inscripciones referándose al sexo.

El rol de la pornografía en la hipersexualización de las niñas (TW: pedocriminalidad)

En Sexualisation précoce et pornographie, Richard Poulin, profesor de sociología, estudia la hipersexualización de las niñas y de las chicas a través la pornografía y sus vínculos corolarios. Hay que saber que desde el desarrollo de Internet, la industria pornográfica ha explotado. Ahora es muy fácil acceder a la pornografía en línea. En 2012, contamos más de cuatro millones de sitios pornográficos, basados sobre alrededor de 400 millones de páginas, y para los cuales existen pocos controles a la entrada36. La pornografía esta así cada vez más consumada, sobre todo por les jóvenes. De hecho, la edad media de la primera consumación de porno es 11 años, y estimemos que el 90% de les niñes entre 8 y 16 años ya han visto pornografía sobre Internet37

Sin embargo, esta absorción de imágenes pornográficas por les jóvenes tiene numerosos efectos perniciosos, especialmente sobre la percepción del cuerpo de le otre, de su propio cuerpo, así como sobre sus prácticas sexuales futuras. Como la educación sexual queda todavía muy poco enseñada en muchos países occidentales, donde se considera que la sexualidad no tiene que ser evocada en el entorno de la escuela, es la pornografía que la reemplaza. Para muchas personas, la primera experiencia sexual se hace con la pornografía. También representa para algunes la primera imagen del sexo opuesto y de los órganos genitales que tienen. Entonces, podemos considerar el porno como un verdadero actor de la socialización de las personas, es decir, que el porno, volviéndose en una referencia común a un gran número de individuos, cree normas y valores en las relaciones sexuales. Así partícipe en la elaboración de los estándares de la sexualidad, especialmente para les adolescentes.  

De este modo, la pornografía provoca la creación de algunas fantasías, deseos, como el de la mujer-niña, que para ser bella, debe ser joven. Este ideal se manifiesta por ejemplo por la depilación integral de la zona de bikini, banalizada con la pornografía y hoy cada vez más difundida en la sociedad.  En este caso, “en Ottawa, 87% de las estudiantes son adeptas”38. Pero esto no es todo. Con estas imágenes de los cuerpos vehiculizadasen la pornografía, muchas personas se comparan y complejan, desarrollando un miedo de no complacer, no responder a las expectactivas de le otre. Así es porque hay mujeres que deciden hacer operaciones de ninfoplastia, o también labioplastia, es decir, una cirugía para reducir la talla de los labios vaginales. Muches cirujanes franceses aceptan hacer eso para un coste situado entre 2 500 y 3 000€. Representa hoy alrededor del 10% de las operaciones de cirugía estética en Canadá39. Con otras palabras, todo está hecho para conformarse a los estandardes de la pornografía que son muy lejos de monstrar la verdadera imagen de los cuerpos humanos. 

Por otra parte, esta fetichización de la mujer joven, incluso de la chica, en la pornografía lleva areflexionar sobre la banalización de la pedofilía en nuestra sociedad. De hecho, la estudiante hipersexualizada, vestida de un uniforme escolar y con trenzas, sigue siendo un cliché de los más conocidos de la pornografía. Además, sobre muchos sitios pornografícos hay una categoría “Teen”, que es una de las más consultadas en el mundo40. En esta última, chicas de apenas 18 años tienen relaciones sexuales a menudo con hombres más viejos que ellas. 

Es interesante preguntarse sobre el valor casi místico dado a la cifra 18. De hecho, si la existencia de las pornos en las cuales chicas de apenas 18 años tienen relaciones con hombres más viejos no escandaliza especialmente y es totalmente legal, no habría sido la misma cosa, por ejemplo seis meses antes, cuando la actriz tenía 17 años y media, ni el día anterior de sus 18 años. En efecto, todo el mundo habría pensado en esta actividad como un abuso sexual o un detornamiento de minor. Sin embargo, parecería que en las mentalidades, el paso a los 18 permite lograr madurez emocional y psicológica total, y de la misma manera su consentimiento, casi mágicamente. Todo es naturalmente falso, todo eso no puede realizarse en solamente 24 horas que separan una chica de su mayoridad.

Además, todavía en estas prácticas malsanas, cada vez más internautas creen páginas sobre las cuales es muy fácil encontrar cuentas regresivas de los días separando una celebridad joven de su mayoridad, como fue el caso por ejemplo para Billie Eilish (nacida en 2001). Eso sobreentiende que a partir de este momento, no se violaría la ley fantaseando libremente sobre ella. Así, sexualizar a las niñas y las jovenes mujeres a través de la pornografía valorisando su juventud participa en la creación de una normalización de la atracción sexual de los hombres por las mujeres (mucho) más jovenes que ellos. Entonces, es una manera de reforzar la hipersexualización que padecen las chicas.

Asimismo, también cabe hablar de las especificidades a las cuales se enfrentan las chicas racializadas. De hecho, hacen frente a una fetichización que empieza desde la pequeña infancia. Por fetichización, entendemos el hecho de ser sexualmente excitade por una práctica, un objeto, una parte del cuerpo, o también en esta situación, de focalizarse sobre una comunidad específica, por ejemplo las personas negras, magrebinas, asiáticas, latinas, etc. Encontramos este sexualización malsana, que podemos llamar “exotización”, a través de la pornografía. Por ejemplo, en 2016, según las cifras oficiales publicadas por Pornhub, la categoría pornográfica más vista en los estados del sur de los Estados Unidos (Missouri y Georgia) era “Negres41. La joven activista americana @Tylorjean1 sobre Twitter explica que los hombres, principalmente blancos y más viejos, hacen comentarios despectivos sobre las chicas negras, magrebinas, o indígenas, porque sus cuerpos están más desarrollados, formados, y esto antes de que lo sean los de las mujeres blancas.  Añade también que estos hombres justifican sus atracciones por las chicas racializadas por el hecho de que ellas parezcan más maduras. A veces, van hasta afirmar que ellas les atrajeron voluntariamente con sus “cuerpos de adultas”42. Además, la mayor parte del tiempo, los videos pornografícos sexualizando a las chicas racializadas reanudan los clichés racistas. Es particularmente el caso para la comunidad asiática. Los vídeos pornografícos, con un espíritu pedófilo, como “Cute Little Asians” están muy generalizados y ponen en escena chicas asiaticas vestidas como niñas, en uniforme, el pelo recogido, jugando a la cuerda de saltar, haciendo su tarea, etc. 

Por lo tanto, esta demanda creciente de contenidos con mujeres siempre más joven en las películas porno hace que cada vez más niñes están utilizades en la pornografía, de manera totalmente ilegal pero a día de hoy banalizada.  

¿Qué son las consecuencias de la hipersexualización de las chicas? 

Cultura de la dieta y anorexia prepúber (TW: TCA)

La hipersexualización de las chicas y de las adolescentes participa, aunque no sea la única causa, al desarrollo de conductas de riesgo, particularmente destrozando la autoestima de las chicas. Según el informe de la asociación estadounidense de psicología American Psycologyst Asociation “Report of the APA Task Force on the Sexualisation of Girls”43, lo más las chicas ven imágenes cosificadas, lo más arriesgan sufrir de una baja autoestima, de depresión y de trastornos alimentarios. La imagen sexuada de las chicas favorece una sexualidad precoz, la consumición de alcohol y de drogas, pero también el desarrollo de trastornos del comportamiento alimentario (TCA), particularmente de anorexia prepúber y adolescente. Su desarrollo es indisociable de nuestra cultura de la dieta (diet culture) así como de las presiones sobre las chicas y las mujeres en general en torno a su apariencia y especialmente a su peso.

La cultura de las dietas o diet culture, está definida por Christy Harrison, dietista anti dieta, como sistema de creencia que preconiza la delgadez y asociándola con la salud, con la felicidad y con la virtud moral, fomentando la pérdida de peso, idealizando un ideal de belleza inaccesible, que sataniza y avergonza algunas maneras de comer y algunos cuerpos, y en fin que oprime y discrimina a las personas que no corresponden a las normas de delgadez44. Esta cultura de la dieta y la gordofobia resultante están particularmente presentes en el ámbito médico, donde los cuerpos no conformes son siempre estigmatizados y humillados. No obstante, las dietas son la primera causa del aumento de peso, con el 95% hasta el 98% de fracaso y el famoso “efecto yo-yo” que suele seguir.

La diet culture ofrece también un terreno fértil al desarrollo de trastornos alimentarios, al promover ideales corporales irreales y peligrosos. Toca de manera desproporcionada a las mujeres y a las chicas (nueve de cada diez personas con anorexia son mujeres), y eso cada vez más temprano, como lo testimonia la explosión de la anorexia prepúber estos últimos años.

Las chicas, desde su nacimiento, viven en una sociedad centrada en la apariencia y el culto de la delgadez. Se preocupan así cada vez más temprano de su físico y en particular de su peso. Se enfrentan desde una edad temprana a modelos de belleza que representan en ningún caso la diversidad de cuerpos y de morfologías. Las muñecas Barbie con sus medidas irreales son un buen ejemplo. Según el centro canadiense de educación a los medios y de literatura numérica45, “más de lo tres cuartos de las portadas de magazines femeninos tienen al menos un título sobre la mejor manera de cambiar su apariencia, que sea a través de una dieta, de un programa de ejercicios o de la cirugía estética”46. Las imágenes transmitidas por los medios de comunicación, las redes sociales, los magazines o incluso la cultura popular participan en el desarrollo de complejos en las niñas y adolescentes, valorizando cuerpos delgados, blancos, a menudo retocados, o a veces modificados por la cirugía. Este cuerpo dicho perfecto se construye como el modelo de belleza y de feminidad por excelencia. Las mujeres jóvenes que no coinciden con este modelo, pierden su estima, en una edad en la que se construyen y en la que su autoestima disminuye.

Las chicas interiorizan rápidamente esos modelos dominantes pero también la asociación de la belleza con la delgadez, y acomplejan entonces sobre su cuerpo, y eso, a veces antes de la pubertad. Repiten las maneras de hacer de les mayores, cuyo comportamiento alimentario se acerca a veces de la ortorexia47, y reproducen el modelo de su madre o de las mujeres que las rodean, que hacen una dieta, se quejan de su peso, cuentan sus calorías, hablan de sus complejos etc. 

Esas presiones de su familia pero también de los medios de comunicación y de la sociedad en general mandan un mensaje claro a las adolescentes y chicas jóvenes: para tener éxito, para conformarse, tienen que ser bellas, ser disponibles sexualmente, y sobre todo delgadas. Son inducidas a pensar que su valor se encuentra en primer lugar en su apariencia, en el parecer. Este pasa sobre todo por el juicio de la mirada de les demás, y sobre todo de la mirada masculina.

Por tanto, a veces desde los 8 o 9 años, muchas niñas están a dieta adelgazantes (de su propia voluntad o forzadas por su familia), lo que puede perjudicar a su salud física (crecimiento, desarrollo pubertario… ) pero también mental (bienestar, autoestima…) y hacerles desarrollar una relación malsana con respeto de la comida y de su cuerpo. Esto puede llevar a unos TCA, inmediatamente o durante la adolescencia. A veces tan pronto como en la escuela primaria, algunas niñas ya tienen complejos y se preocupan de su peso. Empiezan muy temprano a privarse y estar obsesionadas con su apariencia, en una búsqueda insaciable de perfección correspondiendo a los criterios de belleza hegemónicos.

La industria de la dieta, que ya está ganando unos millares de dólares capitalizando las inseguridades de las chicas y mujeres, no vacila en apoderarse despiadadamente de este fenómeno de preocupaciones sobre el peso cada vez más precoz. Así, Weight Watchers, famoso por sus dietas con puntos, se hizo polémico el año pasado con el lanzamiento de su aplicación Kurbo, destinada a la pérdida de peso de les niñes entre 8 y 17 años. El concepto de la aplicación indignó por ejemplo a la influenciadora francesa Louise Aubery, más conocida bajo el nombre de My Better Self: “Gracias a esta aplicación, vamos a decir cuáles alimentos son “buenos” o “malos” — sólo para asegurarse que etiqueten bien la comida, lo que es el detonante mayor de los trastornos alimentarios”48. Comer debería ser para les niñes (pero también para les adultes) un placer, y no una fuente de culpabilización.

No obstante, hay que tener cuidado en no reducir la anorexia, una enfermedad mental, en un fenómeno únicamente social. Si la cultura de la dieta y el culto de la delgadez pueden favorecer el desarrollo de trastornos alimentarios, las causas de esos  son multifactoriales y son ante todo de orden psicológico (traumatismo, agresión, duelo, etc.). Sin embargo, no se puede ignorar este aumento de la anorexia entre les niñes y su vínculo indiscutible con nuestras normas sociales.

El “child-grooming”, cyber-instrumento de los pedocriminales49 (TW: pedoponografia, violencias sexuales)

El child-grooming, también traducido a veces en español por “acoso sexual a menores”, es el hecho para un adulto de establecer un vínculo afectivo, de confianza, con une niñe, a veces incluso con su familia, con el objetivo de manipularlo, de abusar sexualmente de elle. El child-grooming fue llevado a reinventarse con la edad de oro de Internet y es actualmente más fácil para los pedófilos alcanzar su objetivo. Los pedófilos son individuos adultos afectados por un trastorno mental caracterizándose por una atracción sexual hacia les niñes. Se suele encontrar un perfil común en las víctimas de los pedófilos: son principalmente chicas jóvenes entre 13 y 17 años, casi el 50% de ellas tiene entre 13 y 14 años, y a menudo hambrientas de atención. Las víctimas tienen también un móvil que usan regularmente. Así, los pedófilos reúnen las debilidades de les niñes, a veces confiadas de manera voluntaria por estes últimes, para seducirles y abusarles.

Para lograr sus fines, los adultos que practican el child-grooming, se basan en métodos varios. Sin embargo, la agencia inglesa National society of the prevention of cruelty to children (NSPCC), demuestro que más del 70% de los intentos de child-grooming se apoyan en una red social50. Los intercambios entre adultos malintencionados y niñes suelen tener lugar a través de la red social Instagram. Así, la NSPCC muestro que entre 2017 y 2018, la utilización de Instagram con fines de child-grooming conoció un aumento del 200%; además han demostrado más de 5100 casos de discusiones de carácter sexual entre adulte y niñe.

El child-grooming puede también tener por objetivo atraer el niño o la niña en organizaciones ilícitas  varias como el tráfico infantil, la prostitución infantil o incluso la producción de pornografía infantil.

La explosión de la pornografía infantil permitida por la complicidad de sitios X (TW: violencias sexuales, pornografía infantil, violación)

Si la pornografiá ha explotado estos últimos años, también provocó el desarrollo de redes de pedopornografía y de tráficos de niñes. La pornografía infantil corresponde al hecho de implicar niñes en relaciones sexuales filmadas o fotografidas y difundirlas sobre Internet. Estas prácticas son totalmente ilegales y condenadas internacionalmente por la Declaración de los Derechos del Niño, sino que también nacionalmente por la mayoría de los Estados. Les niñes siendo cada más actives en las redes sociales, se vuelven en metas cada vez más fáciles de acceder para les depredadores sexuales.  

De la misma manera, es posible crear un vínculo entre esta industria clandestina creciente y la hipersexualización de las niñas. De hecho, hipersexualizar niñas provoca el aumento de la pornografía infantil en el mundo. Más precisamente, es el hecho de presentar menores bajo ángulos sexuales, en posiciones explícitas, que asignaríamos normalmente a comportamientos de mujeres, que mandan señales contradictorios y disipan las fronteras entre lo que es legal y lo que no lo es. 

En 2014, Najat Maalla M’jid, encargada de investigación por la ONU sobre la explotación sexual de les niñes, declara que “la pornografia implicando niñes está cada vez más disponible sobre Internet. Las víctimas de la explotación sexual en línea son cada vez más jóvenes y las imágenes son cada vez horripilantes.”51 Según el Internet Watch Foundation, entre 2012 y 2015, los servicios de pornografía infantil propuestos por el Dark Web habrían aumentado más de 300%52

Este incremento existiría todavía más con la complicidad de los importantes sitios pornografícos, como Pornhub. Así, los testimonios de chicas menores habiendo sido abusadas y cuyos videos están recuperados sobre Pornhub y otros sitios son muy numerosos y todos cada vez más horripilantes que los otros. Es por ejemplo el caso de Rose, que describe en un artículo de la BBC, que ha sufrido en 2009 una agresión sexual cuando tenía 14 años y que luego los videos fueron disponibles sobre Pornhub. Explica que escribía diferentes correos electrónicos al sitio pornografíco, pidiendo explicitamente retirar el video de su violación, y precisando que occurió cuando era menor, pero nunca tuve repuesta. Solamente fue cuando escribió un correo electrónico falso diciendo que era una abogada y amenazando de presentar denuncia contra Pornhub que el video fue eliminado en menos de 48 horas. En el mismo caso, una niña de 15 años en Florida, desaparecida en octubre 2019 fue finalmente encontrada con los videos de ella regularmente publicados sobre Pornhub y otros sitios según un artículo de The Guardian53. Los testimonios similares son muy numerosos (entrevistas, blogs personales, tweets, etc.). 

¿Pero cómo eso es posible? ¿No existe ningún control sobre los videos puestos en línea para les moderadores de la plataforma? Pornhub pretende lo contrario. Sin embargo, los testimonios están aquí. La fundadora de Exodus Cry, una asociación americana contra el tráfico sexual, Laila Mickelwait, acusa a la empresa pornográfica de generar millardos de dólares por año y de todavía ser incapaz de efectuar controles eficaces. 

Hay que saber que sobre Pornhub, cada utilizador y utilizadora está libre de postear su propio contenido como “aficionado/aficionada”. La única forma de verificación para crear una cuenta es dar un correo electrónico válido y certificarse a través una fotografía de sí misme con un papel que indica su apodo sobre el sitio. De la misma manera, si los controles fueron tan eficaces como lo pretende Pornhub, ¿cómo explicar la presencia todavía efectiva sobre la plataforma de videos tal que “Teen abused while sleeping”, “Drunk teen abused sleeping” o también “Extreme teen abuse”? Por eso, Pornhub responde que el sitio autoriza todas las formas de expresiones sexuales en acuerdo con sus condiciones de utilización. Aunque algunas personas podrían encontrar estas “fantasías” inapropiadas, son evocadoras para muchas personas en el mundo y están protegidas por diferentes discursos sobre la libertad de expresión54.  

Así, eso lleva a interrogarse sobre diferentes preguntas: ¿Las personas filmadas en estos videos, en las cuales no hay consentimiento, saben que ellos son difundidos sobre sitios pornografícos? ¿Cuantos individuos son hoy exposades en videos pornografícos publicados sobre Internet sin nunca saberlo? En la continuidad de estos puntos muy problemáticos, un escándalo recientemente estalló. Numerosos videos tomados de la aplicación Tik Tok fueron puestos sobre Pornhub, sin el consentimiento de les utilizadores, a menudo muy jóvenes. Así, encontramos fácilmente en Pornhub compilaciones de niñas, menores por la mayor parte, haciendo el “WAP challenge” (coreografía a la moda con movimientos bastante atrevidos, inspirada de la canción “WAP” de Cardi B), con el título “CRAZY THICK White Girl Does WAP Dance” y “A New TikTok Slut Is Born”. 

Entonces, ¿cómo luchar contra este fenómeno? Aunque ya existen dispositivos para hacer bloqueo a la ciberpornografía infantil, como Interpol, no es suficiente. Para Najat Maalla M’jid, esta lucha contra la ciberpornografía no podrá ser eficaz sin un “reforzamiento de la cooperación internacional y la adopción de un marco legal común, así como la participación activa del sector privado”55. La sociedad civil se manifieste a través de la asociación Exodus Cry, que ha iniciado una petición en línea en 2020 para cerrar Pornhub si el sitio no limitaba más la publicación de videos de agresiones sexuales y de revenge porn56. Ella ya recolectó más de 350.000 firmas. Sin embargo, todavía es muy difícil legiferar sobre el Internet. Aunque la ciberpolicia se está desarrollando cada vez más, sigue siendo demasiado ineficaz frente las innovaciones muy ambiciosas de les criminales de Internet y su anonimato. 

Conclusión y soluciones posibles 

Así, hemos visto que la hipersexualización de las niñas es un fenómeno de sociedad reciente, pero que se ha intensificado muy rápidamente en los países occidentales, especialmente mediante a las redes sociales, la industria cinematográfica o incluso la pornografía. El sexismo de estas prácticas también es indiscutible. A menudo, la ley suele permanecer impotente ante este fenómeno que afecta particularmente a las nuevas generaciones. Las series, las películas, los programas de  telerrealidad, las publicidades, la ropa, las revistas, la música, los juguetes etc. son de género y sobretodo sexualizados a ultranza, lo que desemboca en una sexualización cada vez más precoz para les jóvenes y cada vez más presente en la sociedad. Eso también puede tener consecuencias dramáticas, en términos de aumento de la pornografía infantil, pero también en terminos psicologicos (autoestima de las niñas, desarrollo de trasotrnos alimenticios…).

La hipersexualziación de las niñas es una forma de violencia hacia les niñes: violencia física por supuesto, pero también simbólica (cosificación del cuerpo de las mujeres), económica (explotación, transformación en objeto sexual) e incluso política (falta de intervención de los gobiernos para limitar estos excesos del capitalismo y regular las industrias sexualizando a les niñes).

Entonces, ¿cómo actuar ante este fenómeno? Programas de educación y de sensibilización desde la escuela podrían ser una buena solución, así como una lucha más general contra los estereotipos sexuales y sexistas, que sirven de base para la hipersexualización de las niñas. Se necesitaría también fomentar el desarrollo de un pensamiento crítico ante las publicidades, los medios de comunicación y las redes sociales entre les jóvenes. ¡Una buena educación sexual también es primordial! 

La publicidad, los medios de comunicación y los poderes públicos tienen una responsabilidad, pero también los padres. Hay que valorar a las niñas y adolescentes, insistiendo no solo en su físico sino también en sus cualidades intelectuales, creativas, emocionales, etc. Intervenciones legislativas también podrían ayudar a reglamentar las industrias, prohibiendo la sexualización de les niñes en las publicidades así como la organización de concursos de mini-miss, por ejemplo.

Para terminar, nos gustaría recordar que criticar la hipersexualización de las niñas no debe ser una excusa para culpabilizar a las mujeres por lo que están llevando. Lo que tiene que ser cambiado es sobre todo las mentalidades. Por ejemplo, un crop-top no es una prenda sexual en sí misma: es la mirada de la gente, de les adultes, que la sexualiza. Entonces, lo problemático e incriminatorio no es la ropa pero las personas quienes sexualizan a las mujeres llevándola. Generalmente, son adultes, particularmente hombres, que proyectan su mirada sexualizante sobre las menores. Así, creemos que la solución no reside en la formulación de mandatos hacia las niñas (se trataría de “revestirse”, “respetarse”, “cuidarse”, etc) pero más bien en la educación de niños y hombres y en un cambio más general de las mentalidades. No hay que culpabilizar a las niñas por seguir los únicos modelos que se les presenta, ni caer en la cultura de la violacioón con estos mandatos. No son las niñas sino la mirada de la sociedad que tiene que cambiar. Por lo tanto, queremos evitar adoptar un discurso puritano anti-sexo o anti-prostitución: hay que respetar el derecho de las personas a erotizar su cuerpo como deseen, pero no el de les niñes. La sexualización de su propio cuerpo, a través del trabajo sexual, por ejemplo, puede ser una forma de libertad y de reapropriación de su propio cuerpo, siguiendo el famoso dicho feminista : “mi cuerpo, mi decisión”. Pero la situación es diferente en caso de menores, para quienes no se trata de una forma de empoderamiento, sino de una forma de violencia, incluso de pornografía infantil.

REFERENCIAS

BERGÉ, J. & DIBB, M. (1972). Ways of seeing. Londres. Éd. BBC Enterprises.

CHOLLET, M. (2012) Beauté fatale : Les nouveaux visages d’une aliénation féminine. Paris. Éd. Zones.

POIRIER, L. & GARON, J. (2009) Hypersexualisation ? Guide pratique d’information et d’action. CALACS de Rimouski. [online]. Available at: http://www.rqcalacs.qc.ca/publicfiles/volume_final.pdf.

POULAIN, R. (2009). Sexualisation précoce et sexualité. Paris. Éd. La Dispute.

RUDDER, C. (2014). Dataclysm: Who We Are (When We Think No One’s Looking).

WOLF, N. (1991). The Beauty Myth: How Images of Beauty Are Used against Women. Londres. Éd. Vintage.

BISSONNETTE, S. (2007). Sexy inc. Nos enfants sous influence. Office national du film du Canada. [online] Available at: http://www.onf.ca/film/sexy_inc_nos_enfants_sous_influence/ [Accessed 26 Oct. 2020].

BLOCH, C. (2015). Une artiste désexualise les poupées Bratz. Konbini. [online] 18 feb. Available at: https://www.konbini.com/fr/tendances-2/elle-desexualise-poupees-bratz/ [Accessed 01 Nov. 2020].

BORDAGES, A. (2020). « Mignonnes » pointe du doigt l’impossible combat contre la sexualisation des jeunes filles. Slate. [online] 24 Aug. Available at: http://www.slate.fr/story/194262/cinema-mignonnes-cuties-maimouna-doucoure-sexualisation-jeunes-filles-passage-enfance-adolescence [Accessed 25 Oct. 2020].

CASTILLO, A. (2019). Avec l’âge, les hommes mûrissent, les femmes s’enlaidissent ? TV5MONDE.  [online] 23 avr. Available at: https://information.tv5monde.com/terriennes/avec-l-age-les-hommes-murissent-les-femmes-s-enlaidissent-296053 [Accessed 31 Oct. 2020].

DICKSON, EJ. (2020). How Are TikTok Trends Ending Up on Pornhub? Rollingstones.com [online] 24 Sept. Available at: https://www.rollingstone.com/culture/culture-news/tiktok-dance-pornhub-nonconsensual-porn-1064794/ [Accessed 21 Oct. 2020]

FRIEDMANN, C. (2020). Hypersexualisation des petites filles : “On est dans le tabou permanent”. Madame Figaro. [online] 15 Sept. Available at: https://madame.lefigaro.fr/societe/hypersexualisation-des-petites-filles-on-est-dans-le-tabou-permanent-210820-182052 [Accessed 27 Oct. 2020].

GAUER, P. (2019). La dangereuse hypersexualisation des jeunes en ligne – Dossier. Premierepluie.com. [online] 1 Apr. Available at: https://premierepluie.com/2019/04/01/dossiers/. [Accessed 3 Oct. 2020]. 

GRANT, H. (2020). World’s biggest porn site under fire over rape and abuse videos. Theguardian.com. [online] 9 Mar. Available at: https://www.theguardian.com/global-development/2020/mar/09/worlds-biggest-porn-site-under-fire-over-videos-pornhub [Accessed: 19 Oct. 2020].  

HARRISON, C. (2018). What Is Diet Culture? Christyharrison.com. [online] 10 Aug. Available at: https://christyharrison.com/blog/what-is-diet-culture [Accessed 27 Oct. 2020].

HUSTON, N. (2012). Reflets dans un œil d’homme. Actes Sud. May. pp. 185-194. 

JOUANNO, C. (2012). Contre l’hypersexualisation, un nouveau combat pour l’égalité. Vie-publique.fr. [online] 5 Mar. Available at: https://www.vie-publique.fr/sites/default/files/rapport/pdf/124000122.pdf [Accessed 29 Oct. 2020].

MIRABELLA, G. (2019). Hypersexualisation des jeunes femmes : comment y faire face ? Respect. [online] 6 Mar. Available at: https://www.respectmag.com/32206-hypersexualisation-des-jeunes-femmes-comment-y-faire-face [Accessed 19 Oct. 2020].

MOHAN, M. (2020). “I was raped at 14, and the video ended up on a porn site”. Bbc.com. [online] 10 Feb. Available at: https://www.bbc.com/news/stories-51391981 [Accessed 19 Oct. 2020].

MOSS, G. (2014). Okcupid says men are most attracted to 20 year olds and here’s why it totally doesn’t matter. Bustle. [online] 16 sep. Available at: https://www.bustle.com/articles/40157-okcupid-says-men-are-most-attracted-to-20-year-olds-and-heres-why-it-totally-doesnt-matter [Accessed 07 Nov. 2020].

MULVEY, L. (1975). Plaisir visuel et cinéma narratif. Screen. vol. 16, n° 3. CinémAction.

PELISSIER, P. (2012). L’hypersexualisation des jeunes filles « résultat de l’influence du porno ». Le Monde. [online]. 25 Mar. Available at: https://www.lemonde.fr/societe/article/2012/03/05/l-hypersexualisation-des-jeunes-filles-resultat-de-l-influence-du-porno_1652120_3224.html [Accessed 18 Oct. 2020].

PIAT, M. (2019). TikTok : cette américaine de 13 ans a arrêté l’école pour faire de l’application son métier. Purebreak.com. [online] 21 Jan. Available at: https://www.purebreak.com/news/tiktok-cette-americaine-de-13-ans-a-arrete-l-ecole-pour-faire-de-l-appli-son-metier/168667. [Accessed: 3 Nov. 2020]. 

PONS, J. (2019). Pourquoi le régime Weight Watchers pour enfants dérange. In’fluence magazine. [online] 4 sep. Available at: https://in-fluencemagazine.be/pourquoi-le-regime-weight-watchers-pour-enfants-derange/ [Accessed 27 Oct. 2020].

RAY, M-C. (2017). Quel est l’âge du premier rapport sexuel en France ? Futura-sciences.com. [online] 10 Dec. Available at: https://www.futura-sciences.com/sante/questions-reponses/sexualite-age-premier-rapport-sexuel-france-8100/ [Accessed: 10 Oct. 2020].

RQASF (n.d). Et alors, y a-t-il du mal à vendre du rêve ? La face cachée de la marchandisation du corps des femmes. Les dessous de la beauté. [online] Available at: http://rqasf.qc.ca/blogue/vendre-du-reve [Accessed 31 Oct. 2020].

VECRIN, A. (2020). #14 septembre : « Derrière la règle floue de la tenue normale, se cachent les discriminations ». Libération. [online] 19 sep. Available at: https://www.liberation.fr/debats/2020/09/19/14-septembre-derriere-la-regle-floue-de-la-tenue-normale-se-cachent-les-discriminations_1799917 [Accessed 31 Oct. 2020].

WALLON, V. (2016). La pédophilie sur Internet se développe rapidement. Radio-canada.ca. [online] 11 Aug. Available at: https://ici.radio-canada.ca/nouvelle/797139/pedophilie-internet-en-hausse [Accessed 8 Nov. 2020]. 

N.D (2012). Concours de Mini-Miss : à la frontière de la maltraitance psychologique ? L’OBS. [online] 03 mars. Available at: http://leplus.nouvelobs.com/contribution/331269-concours-de-mini-miss-a-la-frontiere-de-la-maltraitance-psychologique.html [Accessed 01 Nov. 2020].

N.D (2014). Concours de «mini-miss» : l’Assemblée vote l’interdiction aux moins de 13 ans. Libération. [online] 24 jan. Available at: https://www.liberation.fr/societe/2014/01/24/concours-de-mini-miss-l-assemblee-vote-l-interdiction-aux-moins-de-13-ans_975314 [Accessed 07 Nov. 2020].

N.D (n.d). Hypersexualisation des jeunes filles : un phénomène social toujours préoccupant ? Centre de documentation sur l’éducation des adultes et la condition féminine (CDEACF). [online]. Available at: http://cdeacf.ca/dossier/dossier-special-lhypersexualisation-jeunes-filles-phenomene [Accessed 19 Oct. 2020].

N.D (2012). Un rapport s’inquiète de l’hypersexualisation des enfants. Le Monde. [online] 25 mars. Available at: https://www.lemonde.fr/societe/article/2012/03/05/un-rapport-s-inquiete-de-l-hypersexualisation-des-enfants_1651768_3224.html [Accessed 20 Oct. 2020].

N.D (2019). Yann Moix avoue être “incapable d’aimer une femme de 50 ans”, des personnalités lui répondent. Sudouest.fr. [online] 07 jan. Available at: https://www.sudouest.fr/2019/01/07/yann-moix-avoue-etre-incapable-d-aime-une-femme-de-50-ans-des-personnalites-lui-repondent-5711699-5458.php [Accessed 07 Nov. 2020].

AllyFantaisies (2020). La nymphoplastie : Expérience, douleur, prix… Youtube. Available at: https://youtu.be/3g5UnPHGpT4 [Accessed 05 Nov. 2020].

American Psychological Association. (2007). Report of the APA Task Force on the Sexualisation of Girls. Apa.org. [online] Available at: https://www.apa.org/pi/women/programs/girls/report-summary.pdf [Accessed 27 Oct. 2020].

Clarinette. (2020). Représenter la sexualité des adolescentes à l’écran. Youtube. Available at: https://www.youtube.com/watch?v=PfCunHSJmmA&ab_channel=clarinette [Accessed 01 Nov. 2020].

Netflix Film Club. (2020). Why I Made Cuties. Maïmouna Doucouré Interview. Netflix. Youtube. Available at: https://www.youtube.com/watch?v=Q8dsjAoazdY&ab_channel=NetflixFilmClub [Accessed 25 Oct. 2020].

UNICEF. (1989)/ Convention internationale des droits de l’enfant. 20 nov. 1989. Available at: https://www.unicef.fr/sites/default/files/convention-des-droits-de-lenfant.pdf

Conseil supérieur de l’audiovisuel. (2012). Charte protection de l’enfant dans les médias. Feb. 2012. Available at: https://www.csa.fr/Reguler/Espace-juridique/Les-relations-du-CSA-avec-les-editeurs/Chartes/Charte-Protection-de-l-enfant-dans-les-medias-Fevrier-2012

Thread informatif rédigé par la jeune militante américaine @Tylorjean1. Available at: https://twitter.com/Tylorjean1/status/1318286616184737796.

MASSON, D. (2019). FEM 1500 Femmes, genre, féminisme : Une introduction. [notes de cours]. Sep 2019. Université d’Ottawa.

Para mencionar el artículo:

COTTAIS, C. LOUVET, M. (2021). Los peligros de la hipersexualización de las niñas: una infancia robada. Generation for Rights Over the World. growthinktank.org. [online] Jan. 2021.

©Photo by Elena Pleskevich is licensed under licence CC BY-SA 2.0.

Translated by Anaïs Brusel, Manon Louvet, Solange Meurier & Salomé Thioubou.

1 [Nota de traducción] Traducción personal propuesta por las traductoras. Cita original : L’hypersexualisation valorise le paraître aux dépens de l’être; l’avoir plutôt que le savoir.
2 Definición propuesta por el diccionario francés Larousse. Available at: https://www.larousse.fr/dictionnaires/francais/hypersexualisation/188139. [Traducción personal].
3 [Nota de traducción] Esta cita fue traducida literalmente del francés al español. Cita original: “renvoie à la sexualisation de leurs expressions, postures ou codes vestimentaires, jugés trop précoces”. 

JOUANNO, C. (2012). Contre l’hypersexualisation, un nouveau combat pour l’égalité. Vie-publique.fr. [online] 5 Mar. Available at: https://www.vie-publique.fr/sites/default/files/rapport/pdf/124000122.pdf [Accessed: 29 Oct. 2020].

4 UNICEF, Convención sobre los Derechos del Niño del 20 de noviembre 1989, artículo 19-1 : “Los Estados Partes adoptarán todas las medidas legislativas, administrativas, sociales y educativas apropiadas para proteger al niño contra toda forma de perjuicio o abuso físico o mental, descuido o trato negligente, malos tratos o explotación, incluido el abuso sexual, mientras el niño se encuentre bajo la custodia de los padres, de un representante legal o de cualquier otra persona que lo tenga a su cargo.” Available at: https://www.un.org/es/events/childrenday/pdf/derechos.pdf.
5 Ibíd. Artículo 34 : “Los Estados Partes se comprometen a proteger al niño contra todas las formas de explotación y abuso sexuales. Con este fin, los Estados Partes tomarán, en particular, todas las medidas de carácter nacional, bilateral y multilateral que sean necesarias para impedir: a) La incitación o la coacción para que un niño se dedique a cualquier actividad sexual ilegal; b) La explotación del niño en la prostitución u otras prácticas sexuales ilegales; c) La explotación del niño en espectáculos o materiales pornográficos”.
6 Ibíd.
7 [Nota de traducción] Esta cita fue traducida literalmente del francés al español. Cita original: “ce qui permet de ne pas se servir d’un enfant comme un instrument des rêves et désirs des adultes et de respecter, d’une façon adaptée à son âge, la construction de sa personnalité et l’environnement dans lequel il évolue en favorisant l’amour dont il a besoin pour se développer” JOUANNO, C. (2012). Contre l’hypersexualisation, un nouveau combat pour l’égalité. Vie-publique.fr. [online] 5 Mar. Available at: https://www.vie-publique.fr/sites/default/files/rapport/pdf/124000122.pdf  [Accessed: 29 Oct. 2020].
8 Artículo L.112-4 del Código de Acción Social y de la Familia (Code de l’action sociale et de la famille): “El interés del niño o de la niña, la toma en consideración de sus necesidades fundamentales, físicas, intelectuales, sociales y afectivos así que también el respeto de sus derechos deben guiar todas las decisiones afectando el niño o la niña.” Available at: https://www.legifrance.gouv.fr/codes/texte_lc/LEGITEXT000006074069/.
9 [Nota de traducción] Esta cita fue traducida literalmente del francés al español. Cita original: “un principe qui interdit de soumettre un être humain à toute forme d’asservissement et de dégradation, de le considérer comme un objet dans la totale dépendance du pouvoir d’autrui”.

JOUANNO, C. (2012). Contre l’hypersexualisation, un nouveau combat pour l’égalité. Vie-publique.fr. [online] 5 Mar. Available at: https://www.vie-publique.fr/sites/default/files/rapport/pdf/124000122.pdf  [Accessed: 29 Oct. 2020].

10 Decisión del Consejo de Estado (Conseil d’État) del 27 de octubre de 1995, Commune de Morsang-sur-Orge et ville d’Aix en Provence, literalmente traducida del francés al español: “El Conseil d’État jugo que el respeto de la dignidad de la persona humana está un componente del orden público. Entonces, la autoridad investida del poder de policía municipal puede prohibir un entretenimiento  que le vulnera, incluso la ausencia de circunstancias específicas, usando su poder de policía general.”

Cita original: « Le Conseil d’État a jugé que le respect de la dignité de la personne humaine est une composante de l’ordre public. Par conséquent, l’autorité investie du pouvoir de police municipale peut interdire une attraction qui y porte atteinte, même en l’absence de circonstances locales particulières, en faisant usage de son pouvoir de police générale. » 

Available at: https://www.conseil-etat.fr/ressources/decisions-contentieuses/les-grandes-decisions-du-conseil-d-etat/conseil-d-etat-27-octobre-1995-commune-de-morsang-sur-orge-et-ville-d-aix-en-provence.

11 PELISSIER, P. (2012). L’élection des Mini-Miss pas très à cheval sur sa charte éthique. Lemonde.fr. [online] May 25. Available at: https://www.lemonde.fr/societe/article/2012/05/25/l-election-des-mini-miss-pas-tres-a-cheval-sur-sa-charte-ethique_1707549_3224.html [Accessed 15 Oct. 2020].
12 Circular interministerial francesa N°2007/ 19 DGT/DPM/ del 20 de diciembre de 2007 sobre la aplicación de los artículos L.763-1 (L.7123-1) y siguientes del Código del trabajo francés sobre el empleo de los modelos y a las agencias de modelos: “La ley n°90-603 del 12 de julio de 1990 sobre las agencias de modelos y la protección de les niñes y de les adultes haciendo una actividad de modelo, y la decisión n°92-962 del 9 de septiembre de 1992 modificada relativa a las agencias de modelos y a la protección de les niñes y de les adultes haciendo una actividad de modele tienen por objetivo reglamentar la profesión de agencia de modelos (empleador y empleadora del modelo) así que las condiciones del trabajo de los modelos niñes y adultes por la instauración de un control administrativo ante (licencia y aprobación) y crear disposiciones protectoras, especialmente para les niñes.” Available at: http://www.wk-rh.fr/actualites/upload/circulairedgtdpm200719du201207.pdf. [Traducción propuesta por las traductoras].
13 Código del Trabajo francés, artículo L. 7123-1 : “Un niño o una niña menos de 16 años no puede, sin una autorización anteriora individual, acuerda por una autoridad administrativa, ser, de ninguna manera, empleade o proucte: 1° En una empresa de espectáculos, sedentaria o itinérante; 2° En una empresa de cinéma, de radiofonía, de televisión o grabaciones sonoras; 3° Para ejercer una actividad de modelo al censo del artículo L. 7123-2.” Available at: https://www.legifrance.gouv.fr/codes/id/LEGIARTI000042442669/2021-04-20/.
14 Petición contra la erotización de imágenes de niñes en todas las formas de publicidades, petitionpublique.fr. Available at: http://petitionpublique.fr/Default.aspx?pi=P2011N6214.
15 [Nota de traducción] Esta cita fue traducida literalmente del francés al español. Cita original de la Carta francesa protección de les niñes en los medias: “Article 7 : Ne pas diffuser, y compris dans les espaces publicitaires, d’images hypersexualisées d’enfants, filles comme garçons, notamment : – dans une mise en scène érotisée, – ou portant des vêtements, accessoires ou maquillage à forte connotation érotique. / Article 8 : Ne pas diffuser de stéréotypes comportementaux violents ou sexistes. / Article 9 : Ne pas présenter de manière complaisante les manifestations de l’hypersexualisation.” Available at: https://www.csa.fr/Reguler/Espace-juridique/Les-relations-du-CSA-avec-les-editeurs/Chartes/Charte-Protection-de-l-enfant-dans-les-medias-Fevrier-2012.
16 [Nota de traducción] Esta cita fue traducida literalmente del francés al español, cita original: On ne compte qu’un nombre très réduit de décisions de justice portant sur des atteintes à la pudeur ou à la bienséance dans la publicité, en raison d’une grande tolérance des tribunaux à l’égard de la création artistique et de la difficulté pour le juge de se prononcer sur ce type de dossiers”.

JOUANNO, C. (2012). Contre l’hypersexualisation, un nouveau combat pour l’égalité. Vie-publique.fr. [online] 5 Mar. Available at: https://www.vie-publique.fr/sites/default/files/rapport/pdf/124000122.pdf  [Accessed: 29 Oct. 2020].

17 BERGÉ, J. & DIBB, M. (1972). Ways of seeing. Londres. Éd. BBC Enterprises.
18 MULVEY, L. (1975). Plaisir visuel et cinéma narratif. Screen, vol. 16, n° 3. CinémAction.
19 [Nota de traducción] Esta cita fue traducida literalmente del francés al español. Cita original : “l’hypersexualisation est fondamentalement sexiste (…) Elle peut avoir des conséquences importantes, notamment sur nos manières de penser et d’agir, sur notre sexualité et au niveau des relations hommes-femmes” 

POIRIER, L. & GARON, J. (2009) Hypersexualisation ? Guide pratique d’information et d’action. CALACS de Rimouski. Available at : http://www.rqcalacs.qc.ca/publicfiles/volume_final.pdf

20 [Nota de traducción] Esta cita fue traducida literalmente del francés al español. Cita original : “L’hypersexualisation est un phénomène préoccupant qui contribue aux agressions sexuelles et à la violence faite aux femmes. En effet, un nombre grandissant de magazines, vidéos, calendriers, jouets, vedettes de la chanson, sites Internet pornographiques et publicités de toutes sortes accentuent quotidiennement le message que le corps des filles et des femmes peut être utilisé, exploité, vendu, agressé.

Ibíd.

21 CHOLLET, M. (2018). Sorcières. La puissance invaincue des femmes. Paris. Éd. Zones.
22 WOLF, N. (1991). The Beauty Myth: How Images of Beauty Are Used against Women. Londres. Éd. Vintage.
23 Encuesta realizada por Statista en Francia metropolitana, en junio de 2018, en una muestra representativa de 2 214 personas entrevistadas. Available at: https://fr.statista.com/statistiques/480837/utilisation-reseaux-sociaux-france-age.
24 Encuesta también realizada por Statista, en Francia metropolitana, entre el 3 y el 31 de enero de 2017, en una muestra representativa de 8 362 individuos. Available at: https://fr.statista.com/statistiques/511400/part-des-jeunes-a-etre-inscrits-sur-un-ou-plusieurs-reseaux-sociaux-france/
25, 26 Cifras propuestas por Verticaly. Available at:  https://www.verticaly.fr/blog/ages-moyens-medias-sociaux/.
27 [Nota de traducción] Esta cita fue traducida literalmente del francés al español. Cita original: “95 millions le nombre de photos et vidéos publiées quotidiennement, sur Instagram, dont la majorité se compose de photos sexys, en maillots de bain ou laissant apparaître le ventre ou le dos

GAUER, P. (2019). La dangereuse hypersexualisation des jeunes en ligne – Dossier. Premierepluie.com. [online] 1 Apr. Available at: https://premierepluie.com/2019/04/01/dossiers/. [Accessed: 3 Oct. 2020].

28 [Nota de traducción] Canal de televisión francés.
29 [Nota de traducción] Esta cita fue traducida literalmente del francés al español. Cita original: “le maquillage me prend une heure tous les jours

PIAT, M. (2019). TikTok : cette américaine de 13 ans a arrêté l’école pour faire de l’application son métier. Purebreak.com. [online] 21 Jan. Available at: https://www.purebreak.com/news/tiktok-cette-americaine-de-13-ans-a-arrete-l-ecole-pour-faire-de-l-appli-son-metier/16866. [Accessed: 3 Nov. 2020].

30 [Nota de traducción] Esta cita fue traducida literalmente del francés al español. Cita original: “qu’il lui arrive de recevoir des photos ou des messages sexuels de la part d’hommes âgés sur Instagram et Snapchat

GAUER, P. (2019). La dangereuse hypersexualisation des jeunes en ligne – Dossier. Premierepluie.com. [online] 1 Apr. Available at: https://premierepluie.com/2019/04/01/dossiers/. [Accessed: 3 Oct. 2020].

31 En Francia, mandar fotos de tipo sexual no solicitadas  es  sancionado por la ley. Un solo envío  equivale a un insulto sexista (artículo. 621-1 del Código penal).y conlleva una multa de hasta 750 euros. Por otra parte, si la víctima es un menor de 15 años (artículo 621-1 del Código Penal), la multa puede llegar a ser de 1.500 euros. Si el envío se hace repetidamente, equivale a acoso sexual (artículo 222-33 del Código Penal) y se castiga con 3 años de prisión y una multa de 45.000 euros. Available at: https://www.centre-hubertine-auclert.fr/sites/default/files/fichiers/fiche-cybersexisme-web.pdf.
32 [Nota de traducción] Esta cita fue traducida literalmente del francés al español. Cita original: “que les enfants qui courent le plus de risques d’être manipulés et abusés sont les pré-adolescentes”.

GAUER, P. (2019). La dangereuse hypersexualisation des jeunes en ligne – Dossier. Premierepluie.com. [online] 1 Apr. Available at: https://premierepluie.com/2019/04/01/dossiers/  [Accessed 3 Oct. 2020].

33 RAY, M-C. (2017). Quel est l’âge du premier rapport sexuel en France ? Futura-sciences.com. [online] 10 Dec. Available at: https://www.futura-sciences.com/sante/questions-reponses/sexualite-age-premier-rapport-sexuel-france-8100/ [Accessed: 10 Oct. 2020].
34 [Nota de traducción] Emisión de televisión francesa transmitida en Canal+ entre 2006 y 2019.
35 RUDDER, C. (2014) Dataclysm: Who We Are (When We Think No One’s Looking).
36, 37 HUSTON, N. (2012). Reflets dans un œil d’homme. Actes Sud. May. pp. 185-194.
38 [Nota de traducción] Esta cita fue traducida literalmente del francés al español. Cita original: à Ottawa, 87% des étudiantes en sont adeptes”. 

PELISSIER, P. (2012). L’hypersexualisation des jeunes filles « résultat de l’influence du porno ». Lemonde.fr. [online] Available at:  https://www.lemonde.fr/societe/article/2012/03/05/l-hypersexualisation-des-jeunes-filles-resultat-de-l-influence-du-porno_1652120_3224.html [Accessed: 18 Oct. 2020].

39 [Nota de traducción] Esta cita fue traducida literalmente del francés al español. Cita original: à Ottawa, 87% des étudiantes en sont adeptes”. 

PELISSIER, P. (2012). L’hypersexualisation des jeunes filles « résultat de l’influence du porno ». Lemonde.fr. [online] Available at: https://www.lemonde.fr/societe/article/2012/03/05/l-hypersexualisation-des-jeunes-filles-resultat-de-l-influence-du-porno_1652120_3224.html [Accessed: 18 Oct. 2020].

40 Según las estadísticas publicadas por Pornhub, en 2018, la categoría “Teen” era la quinta más buscada, y la undécima más vista en todo el mundo. Available at: https://www.pornhub.com/insights/2018-year-in-review#searches.
41 Estadísticas publicadas por Pornhub en su informe del año 2016, centrado sobre los Estados Unidos. Available at: https://www.pornhub.com/insights/united-states-top-searches.
42 Thread informativo escribido por la militante americana @Tylorjean1. Available at: https://twitter.com/Tylorjean1/status/1318286616184737796.
43 American Psychological Association. (2007). Report of the APA Task Force on the Sexualisation of Girls. Apa.org. [online] Available at: https://www.apa.org/pi/women/programs/girls/report-summary.pdf
44 HARRISON, C. (2018). What Is Diet Culture? Christyharrison.com. [online] Available at: https://christyharrison.com/blog/what-is-diet-culture
45 Mencionado en RQASF, Et alors, y a-t-il du mal à vendre du rêve ? La face cachée de la marchandisation du corps des femmes. [online] Available at: http://rqasf.qc.ca/blogue/vendre-du-reve.
46 [Nota de traducción] Esta cita fue traducida literalmente del francés al español. Cita original: “plus des trois quarts des pages de couverture des magazines féminins ont au moins un titre sur la meilleure manière de changer son apparence, que ce soit par le biais d’un régime, d’un programme d’exercices ou de la chirurgie esthétique”.
47 La ortorexia es un trastorno alimentario caracterizado por la obsesión de la comida dicha sana (healthy) y la satanización de los alimentos dichos no saludables (junk food por ejemplo).
48 [Nota de traducción] Esta cita fue traducida literalmente del francés al español. Cita orignal: “Grâce à cette appli, on va dire aux enfants quels aliments sont « bons » ou « mauvais » – juste pour s’assurer qu’ils étiquettent bien la nourriture, ce qui est un déclencheur majeur dans le développement des troubles alimentaires”.
49 [Nota de traducción] Sabemos que existen pedocriminales femeninas, pero el porcentaje siendo muy bajo, hemos tomado la decisión de usar la forma masculina y no inclusiva.
50 GAUER, P. (2019). La dangereuse hypersexualisation des jeunes en ligne – Dossier. Premierepluie.com. [online]. 1 Apr. Available at: https://premierepluie.com/2019/04/01/dossiers/. [Accessed: 3 Oct. 2020].
51, 52 WALLON, V. (2016). La pédophilie sur Internet se développe rapidement. Radio-canada.ca. [online] 11 Aug. Available at: https://ici.radio-canada.ca/nouvelle/797139/pedophilie-internet-en-hausse [Accessed: 8 Nov. 2020].
53 GRANT, H. (2020). World’s biggest porn site under fire over rape and abuse videos. Theguardian.com. [online] 9 Mar. Available at: https://www.theguardian.com/global-development/2020/mar/09/worlds-biggest-porn-site-under-fire-over-videos-pornhub [Accessed: 19 Oct. 2020].
54 GRANT, H. (2020). World’s biggest porn site under fire over rape and abuse videos. Theguardian.com. [online] 9 Mar. Available at: https://www.theguardian.com/global-development/2020/mar/09/worlds-biggest-porn-site-under-fire-over-videos-pornhub [Accessed: 19 Oct. 2020]Respuesta de Pornhub acuerda a la revista británica The Guardian, traducida del inglés al español por las traductoras.
55 [Nota de traducción] Esta cita fue traducida literalmente del francés al español. Cita original: “renforcement de la coopération internationale et l’adoption d’un cadre légal commun, ainsi que la participation active du secteur privé” 

WALLON, V. (2016). La pédophilie sur Internet se développe rapidement. Radio-canada.ca. [online] 11 Aug. Available at: https://ici.radio-canada.ca/nouvelle/797139/pedophilie-internet-en-hausse [Accessed: 8 Nov. 2020].

56 El revenge porn es la difusión de videos o fotografías de carácter sexual con el objetivo de vengarse, de molestar a una persona. En Francia, el revenge porn está prohibido por el Código penal, artículo 226-2-1 : el o la que lo practica se expone a una pena maximal de 2 años de cárcel y una multa de 60 000€.

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.